Menu

Procesos

En este apunte nos gustaría lograr que más gente se sume a fabricar su cerveza, lo haremos con el mínimo equipamiento que se debe utilizar y evitando hacer el gasto en un equipo, ya sea sofisticado o no.

Conceptos básicos sobre elaboración de cerveza

Qué es la cerveza?

La cerveza es una bebida que se obtiene a partir de la fermentación de azúcares procedentes de malta de cebada (normalmente).

Materiales de la cerveza

Así, los principales componentes de la cerveza son: malta (normalmente de cebada), lúpulo (una flor que da el amargor), levadura (que es el microorganismo responsable del milagro de la transformación de los azúcares en alcohol y CO2) y agua (que el componente principal de la cerveza y el medio en el que transcurre nuestra aventura).

Fases del proceso cervecero

Hacer cerveza es un proceso no muy complejo que requiere pasar por una serie de fases:

1 – Malteado.
2 – Macerado.
3 – Cocción.
4 – Fermentación.
5 – Maduración.
Malteado. Es un proceso de germinación y secado/tostado del grano del cereal que permite por un lado generar y conservar las enzimas que transformarán posteriormente el almidón en azúcares fermentables y, por otro, colorear y aromatizar el grano. Esta primera fase se omite a veces en la descripción del proceso, pues nunca se lleva a cabo al fabricar cerveza casera ni artesana pues el grano se compra ya malteado e incluso molido.
Macerado. Es una infusión que se realiza mezclando el cereal malteado con agua caliente y su objetivo es convertir el almidón que contiene el grano en maltosa (que es un azúcar fermentable). La solución espesa, dulce y pegajosa que se obtiene se denomina mosto.
Cocción. Se realiza con el fin de esterilizar el mosto y en dicho proceso se añade el lúpulo que proporciona a la cerveza su amargor característico, sabor y aroma.
Fermentación. Es el proceso por el cuál la levadura (que es un hongo unicelular) transforma el azúcar del mosto en alcohol y CO2. Suele durar entre una y dos semanas. Es necesario no confundir con la fermentación (con la cuál se obtienen bebidas de bajo contenido alcohólico como la cerveza o el vino) con la destilación, que es un proceso por el cuál se fabrican bebidas de alta graduación alcohólica (como el aguardiente o el whisky)
Maduración. Durante el proceso de maduración las levaduras que quedan en el mosto acaban de consumir el azucar presente, generando CO2. El proceso de maduración se lleva a cabo con el mosto envasado (en botella o barril) por lo que el CO2 generado se solubiliza en la cerveza (carbonatación). Este último proceso difiere significativamente con el de las cervezas comerciales en el que el gas es inyectado en vez de generarse por procesos naturales. Tras 20 o 30 días la cerveza está lista para beber.